domingo, agosto 26, 2007

Inanición

En verano los blogs mueren de inanición.

Ya sea por pereza, cansancio o cogerle el gustillo a eso de no hacer nada, solemos olvidarnos de nuestro pequeño mundillo en la red y preferimos quedamos en la cama un poquito más... cuando llegamos a estar en ellas, claro.

En mi caso es por agotamiento absoluto. El trabajo, los estudios y la poca vida social absorven todo mi tiempo.

Hace tres semanas dejé de ser una empleada "de cara al público" para introducirme (tras unos agradecidos días de vacaciones) en el maravilloso mundo que es la paquetería urgente. Así que estas dos últimas semanas de agosto me las estoy pasando cargando paquetes y procurando que estos lleguen a su destino. Un gimnaso de ocho horas diarias que me está poniendo en forma y destrozando físicamente. Una delicia. Si sigo por este camino ganaré a hombres fornidos en sorprendentes pulsos.

No hay comentarios: